INICIA LA CUENTA REGRESIVA EN TULTITLÁN ANTE EL GRAVE REZAGO SOCIAL, LA DISPUTA MEDIÁTICA ELECTORERA, ENTRE LA GUERRA SUCIA Y EL CLIENTELISMO POLÍTICO.

Compartir en:

La relación entre pueblo y gobierno debe ser cotidiana y permanente; los reclamos sociales, las demandas y necesidades deben ser escuchadas, atendidas  y por supuesto resueltas; él o la representante popular o autoridad local debe ser congruente, nítida e intensamente responsable al atender de manera eficaz los reclamos sociales ya que de no ser así se incrementará la irritación y el descontento social ante la simulación y los informes mediáticos que normalmente presentan a un sector mínimo de la población por la ausencia de propuestas claras y respuesta oportuna.

La ciudadanía y las comunidades tienen que conocer sus propios derechos y obligaciones y las responsabilidades de los gobernantes. Y tienen que hacer uso de toda su imaginación, creatividad y capacidad política para abrir espacios, convencer, o en su caso, obligar a los gobiernos a que incorporen la decisión de la sociedad en la política municipal, hacerla participe como lo establece la Constitución Política de los Estado Unidos Mexicanos. Por ello, requerimos gobernantes locales, que además de buenos administradores, sean buenos políticos, honestos; es decir, que cuenten con la capacidad de conciliación y negociación en condiciones de respeto, reconocimiento y tolerancia de los diversos sectores sociales, que encuentren mecanismos y formas de desarrollo y democratización, aún con pocos recursos económicos, en donde persista la condición de buen gobierno, que, tanto atienda las demandas de bienes y servicios, como el que abrir espacios de expresión y acción ciudadana, cocreativos, así como buen representante popular, excelente estadista en el ámbito de nuestra municipalidad, vanguardista en los nuevos paradigmas de la administración pública, con prospectiva para presentar proyectos y/o propuestas que beneficien a la ciudadanía, para ser planteados como puntos de acuerdo (Proyecto de acuerdo) ante el Congreso de la Unión, la Cámara de Diputados, al H. Cabildo correspondiente.

No queremos más representantes repetitivos, no queremos más a quienes ya participaron, ya tuvieron un cargo de elección y han vivido por años del poder y el dinero a costa de la ciudadanía que vive la creciente inseguridad, la grave desigualdad social, la pobreza y el incremento de la pobreza extrema, violencia y femicidios, además de la extendida ola criminal y narcomenudeo.

Según el Artículo 39 de nuestra Constitución, la soberanía reside en el pueblo. Si la representación del pueblo de un municipio está en el ayuntamiento, entonces la máxima autoridad del municipio es el Cabildo, que es la asamblea donde están presentes los integrantes del ayuntamiento: presidenta o presidente, síndicas o síndicos y regidoras y regidores, pero para el caso, ya no queremos mucho menos necesitamos a quienes han pasado por dos periodos y hoy quieren más, la pregunta sería ¿qué han hecho realmente por  la ciudadanía? En el Cabildo se deciden los acuerdos más importantes del ayuntamiento y de la vida municipal, en los congresos local y federal se presentan iniciativas de ley que beneficien a las entidades y municipios, a los distritos federales y locales.  Pero parece que muchas y muchos, quienes son integrantes de esos cabildos ven la oportunidad para beneficio propio, como si el buen gobierno y la administración pública se tratará de un mercado ofertando y aprobando licitaciones de obra pública y otros a quienes bajo la bandera de la corrupción son beneficiados con vehículos último modelo, con los famosos “moches” o adjudicándose obra pública, programas sociales. Cito, para efecto a, Luis F. Aguilar «todos los problemas de gobierno los resumo con base en cinco conceptos: ilegitimidad, impotencia». incompetencia, ineficiencia e insuficiencia”. 

En el año 2015, el día 31 de julio se emitió la Alerta de Violencia de Género hacia las Mujeres en 11 municipios del Estado de México, Ecatepec de Morelos, Nezahualcóyotl, Tlalnepantla de Baz, Toluca de Lerdo, Chalco, Chimalhuacán, Naucalpan de Juárez, Tultitlán, Ixtapaluca, Valle de Chalco y Cuautitlán Izcalli. El principal objetivo de la declaratoria consiste en: Garantizar la seguridad de mujeres y niñas, el cese de la violencia en su contra y/o eliminar las desigualdades producidas por una legislación o política pública que agravia sus derechos humanos. (Artículo 23 de la Ley de Acceso).

En este sentido, la alerta de violencia de género contra las mujeres (AVGM) es un mecanismo de protección de los derechos humanos de las mujeres único en el mundo, establecido en la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y su trámite para emitirla o concederla lo describe el Reglamento de dicha Ley. Consiste en un conjunto de acciones gubernamentales de emergencia para enfrentar y erradicar la violencia feminicida y/o la existencia de un agravio comparado que impida el ejercicio pleno de los derechos humanos de las mujeres, en un territorio determinado (municipio o entidad federativa). Cosa que no ha pasado en este gobierno local de Tultitlán. Ante los ojos ciegos de las autoridades municipales, de la indolencia y el desprecio, no podemos guardar silencio y no mirar lo que ocurre en Tultitlán, lo expreso consternado: “María de Lourdes fue asesinada a tiros en el interior de su domicilio ubicado en la colonia Sardaña, Tultitlán, en presencia de sus dos hijos, presuntamente a manos de su expareja”. “La tarde del día siguiente, lunes 26 de septiembre de 2016, una mujer fue hallada sin vida en una vivienda de la colonia Bosques, Tultitlán, con lesiones de arma punzo cortantes. La víctima fue identificada como Victoria, de 36 años de edad”. “Un caso brutal fue el del feminicidio de una mujer que fue abusada sexualmente y acuchillada. Sus agresores prendieron fuego a la habitación en donde se encontraba, en la calle de Jacarandas de la colonia Ampliación San Marcos, en la parte baja de la Sierra de Guadalupe, también en nuestro municipio de Tultitlán”.

Pero que ha venido ocurriendo en Tultitlán, creciente violencia hacia las mujeres, 263 casos de violencia en la actual administración (2016-2019) es decir, el mismo número de carpetas de investigación ante la Fiscalía General de Justicia del Estado de México, lo que significa que los mecanismos de acción, para prevenir y erradicar la violencia y los feminicidios no han funcionado por parte del Instituto Municipal de la Mujer al frente de Mayra Grisel Ángel Sánchez, por lo que organizaciones de la sociedad civil hemos venido exigiendo la renuncia de la titular de esta dirección en Tultitlán. Del año 2010 a 2014 fueron asesinadas 54 mujeres y del periodo 2015 al día 2 de junio de este año 2018 han asesinado 37 mujeres, este último periodo corresponde al año en que se decreta la AVGM en los once municipios, incluyendo el nuestro, Tultitlán.

La actual administración al frente de Jorge Adán Barrón Elizalde presidente municipal saliente, regidoras y regidores, han dejado a este municipio en una crisis severa de inseguridad, temas de desarrollo social y económico corren la misma suerte, se ha incrementado el número de pobres y desigualdad social.

El día 2 de junio pasado, se suscita el asesinato de una joven de 17 años en este municipio, el feminicidio número 28 ocurrido en la zona oriente, es una cifra alarmante que denota la incapacidad del gobierno local, de sus autoridades que tomaron el cargo el año 2016, la misma incapacidad del H. Cabildo, que de honorable no tiene nada, a que me refiero con ello, no existe una sola propuesta para diseñar una política pública real con perspectiva de género, regidoras y regidores hasta la fecha han sido incapaces de proponer, mucho menos de exigir al presidente en turno, la razón es sencilla, a unos les paga viajes, inclusive al extranjero, a otras y otros les obsequia vehículos, a una regidora, que por cierto está integrada en la planilla  Por Tultitlán al Frente, y que, si llega a ganar esta coalición sería la tercera ocasión en tener un cargo de elección popular, pero, ¿qué ha hecho por la ciudadanía en Tultitlán? ¡Nada!

Nos enfrentamos ante una descomposición social tremenda, políticas y políticos corruptos, hoy, candidatas y candidatos que solo ven por sus intereses, con promesas vacías, con un discurso falso, trillado, traducido en nada, simulan hacer campaña y solo ven números para ver si les alcanza llegar al cargo, es lamentable la mentalidad de muchas de ellas y ellos, que se sienten de pronto inalcanzables, pero son indolentes, incapaces, sin entender, por un lado, lo que pasa y mucho menos resolver los serios problemas que la ciudadanía enfrenta día a día.

¿Por qué personajes que ya fueron candidatas o candidatos? ¿por qué regidoras de MC y PRI que ya fueron representantes y por tercera ocasión quieren ser? ¿por qué personas que viven del erario y no han hecho nada por Tultitlán?, acaso no existen cuadros de mujeres y hombres nuevos , dos salvedades, usted sabrá elegir, ¿qué depara este proceso del día 1 de julio próximo para Tultitlán? La respuesta la tenemos todas y todos como habitantes de Tultitlán, un municipio lastimado, herido por los representantes populares de siempre.

Moisés Sánchez Ramírez. Licenciado en Economía. Mtro. en Administración Pública. Estudiante: Doctorado en Ciencias Administrativas Instituto Politécnico Nacional.

 

Facebook Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *